Las SCPs pasan a tributar por Impuesto Sociedades

 

Una de las principales novedades de la nueva Ley del Impuesto de sociedades, Ley 27/2014, de 27 de noviembre, es que las sociedades civiles con actividad mercantil pasarán a tributar por sociedades en vez de por Impuesto de la Renta en atribución de rentas, como hasta ahora.

 

¿Qué entendemos por actividad mercantil?

Una actividad mercantil es la que se realiza de acuerdo con lo que marca el Código Mercantil: cuando se prestan servicios o venden productos. Por tanto, aquellas sociedades civiles que tengan por objeto una explotación inmobiliaria no estarán afectadas.

 

¿Qué significa este cambio?

Estas SCP tributaban por el régimen de atribución de rentas en el Impuesto de la Renta de cada socio en función de su participación. Ahora tributarán por Impuesto de Sociedades con el tipo general del 25%.

 

¿Y el dinero que perciban los socios?

Por los beneficios que se repartan a los socios se deberá tributar por IRPF como dividendos, estableciéndose por tato una doble tributación. En cuanto a los ingresos que los socios perciban por su trabajo en la sociedad, queda por determinar si se considerarán rendimientos del trabajo.

 

¿Es obligatorio?

Todas aquellas SCP con objeto mercantil que no quieran tributar por el impuesto de sociedades, pueden ser liquidadas y disueltas hasta el 30 de junio de 2016, con los beneficios fiscales que establece la disposición transitoria introducida por la reforma.

Hay que adoptar el acuerdo dentro de los seis primeros meses del 2016 y liquidar y disolver la sociedad en los seis meses siguientes a su adopción. Hay que tener en cuenta que si se opta por la disolución se debe formalizar un balance de liquidación. Esto es especialmente complicado en aquellas SCP que hayan tributado en módulos. Además de este balance se derivarán una cuota de liquidación que se adjudicará a cada socio partícipe generándole un beneficio a efectos del IRPF.

Las  ventajas de esta opción son la exención en el ITP-AJD, en el IIVTNU y el diferimiento de tributación del beneficio adjudicado a cada socio hasta que lo perciban efectivamente.

 

¿Hay más consecuencias?

Aquellas SCP acogidas al Régimen Especial del IVA del Recargo de Equivalencia quedarán automáticamente excluidas, ya que solo puede aplicarse a personas físicas y entidades en atribución de rentas.

 

Sin duda esta medida genera consecuencias que no podemos valorar, y hacen poco aconsejable seguir trabajando como SCP. Debemos estudiar caso a caso y valorar la constitución de una Sociedad Mercantil tipo SL o SA.

publicado el

A vueltas con la retribución de los administradores

Cambios estutosLa Ley 31/2014, de 3 de diciembre, por la que se modifica la Ley de Sociedades de Capital (LSC) para la mejora del gobierno corporativo, introducía tres modificaciones en lo referente a las remuneraciones de los administradores.

Por un lado el artículo 217 establece que el cargo de administrador es gratuito, a menos que los estatutos sociales establezcan lo contrario determinando el sistema de remuneración. Este sistema puede consistir en una asignación fija, dietas de asistencia, participación en beneficios,  retribución variable, en acciones,  indemnizaciones por cese, o los sistemas de ahorro o previsión que se consideren oportunos.

El importe máximo de la remuneración anual del conjunto de los administradores en su condición de tales deberá ser aprobado por la junta general y permanecerá vigente en tanto no se apruebe su modificación. Además la remuneración de los administradores deberá en todo caso guardar una proporción razonable con la importancia de la sociedad, la situación económica que tuviera en cada momento y los estándares de mercado de empresas comparables.

En la remuneración mediante participación en beneficios, los estatutos marcarán un % máximo, que en el caso de la sociedad de responsabilidad limitada en ningún caso podrá ser superior al diez por ciento de los beneficios repartibles entre los socios, según al artículo 218.

Finalmente el 219 establece las condiciones de la remuneración vinculada a las acciones de la sociedad.

 

El problema es el régimen transitorio que establece que los cambios de sistema de remuneración deben efectuarse en la primera junta después del 1 de enero de 2015. Muchas sociedades, siguiendo las instrucciones del régimen anterior marcan en sus estatutos que el cargo es gratuito. Pues bien, Hacienda ya ha indicado que a partir del 2016, todas las sociedades que mantengan en sus estatutos el cargo gratuito, no podrán deducirse pago alguno a los administradores.

Para ello debemos elevar a público ante notario la modificación y llevarla al registro mercantil pertinente para evitar los perjuicios que esta medida puede conllevar.

publicado el

Rebaja en las retenciones

 

El gobierno anunció la pasada semana un adelanto de las rebajas de impuestos previstas para el 2016 a uno de julio del 2015. Todo ello ha conllevado variaciones en las retenciones que tenemos que aplicar para este ejercicio. Finalmente, mediante el Real Decreto-ley 9/2015, se ha decidido cambiar las retenciones que se aplican a partir del 12 de julio de 2015. Y quedan así:

 

1. Rendimientos del trabajo:

  • Se cambian las escalas del impuesto a efectos de retenciones, y se regularizará con las nóminas que se devenguen a partir del uno de agosto.
  • El porcentaje de retención para los administradores seguirá en el 37%, bajando del 20% al 19,5% en el caso de empresas con cifras de negocio inferiores a 100.000 €.
  • Los cursos, conferencias y similares baja al 15%

 

2. Rendimientos de capitales:

  • Capital mobiliario (intereses): 19,5 %
  • Retenciones alquileres de local de negocio: 19,5 %

      También se aplicará este porcentaje a las ganancias patrimoniales.

3. Actividades profesionales:

  • 15% para actividades profesionales
  • 7% para actividades profesionales en el primer año de actividad y los dos siguientes.

 

En el caso de las retenciones de las facturas no se aplicará con efectos retroactivos, si no en todas las facturas y alquileres a partir del 12 de julio.

publicado el

Nueva bonificación contratos indefinidos

Contrato antiguo de trabajo

Exención en la cotización de los primeros 500 € del salario (RD Ley 1/2015 de 27 de febrero).

Vigencia desde 01/03/2015 hasta 31/08/2016

El pasado 28 de febrero, salió publicado el RD Ley 1/2015 con la nueva bonificación para los contratos indefinidos que ser realicen a partir del uno de marzo. Esta bonificación implica que los primeros 500 euros de la base de cotización por contingencias comunes correspondiente a cada mes quedarán exentos  de cotización en la parte correspondiente a la empresa. Al resto del importe de dicha base le resultará aplicable el tipo de cotización vigente en cada momento.

Esta bonificación sustituye la tarifa plana de 100 € vigente hasta 31 de marzo de 2015.

Este beneficio en la cotización se aplicará durante un período de 24 meses, computados a partir de la fecha de efectos del contrato, para los contratos indefinidos a tiempo completo. En caso de realizarse por tiempo parcial para poder aplicarse esta exención el contrato indefinido tendría que ser como mínimo por el 50% de la jornada y la exención sería proporcional a la jornada trabajada.

Para las empresas de menos de diez trabajadores, una vez finalizado el período de 24 meses antes comentado, tendrán derecho durante los 12 meses siguientes a exención de la aplicación del tipo de cotización los primeros 250 euros de la base de cotización o la cuantía proporcionalmente reducida que corresponda en los supuestos de contratación a tiempo parcial.

 

  • Requisitos que tiene que cumplir la empresa para poder aplicarse esta exoneración:
  1. Hallarse al corriente en el cumplimiento de sus obligaciones tributarias y de Seguridad Social, tanto en la fecha de efectos del alta de los trabajadores como durante la aplicación del beneficio correspondiente
  2. No haber extinguido contratos de trabajo, bien por causas objetivas o por despidos disciplinarios que hayan sido declarados judicialmente improcedentes, bien por despidos colectivos que hayan sido declarados no ajustados a Derecho, en los seis meses anteriores a la celebración de los contratos que dan derecho al beneficio
  3. Celebrar contratos indefinidos que supongan un incremento tanto del nivel de empleo indefinido como del nivel de empleo total de la empresa. Para calcular dicho incremento, se tomará como referencia el promedio diario de trabajadores que hayan prestado servicios en la empresa en los treinta días anteriores a la celebración del contrato.
  4. Mantener el nivel de empleo durante tres años (36 meses), tanto a nivel de de empleo indefinido como nivel de empleo total en la empresa. De lo contrario la empresa deberá devolver lo que se ha descontado.
  5. No haber sido excluidas del acceso a los beneficios derivados de la aplicación de los programas de empleo por la comisión de la infracción grave del art. 22.2 o las infracciones muy graves de los arts. 16 y 23 de la LISOS.
  • Requisitos del trabajador

No se han establecido requisitos de edad ni de otra condición.

 

  • Exclusiones
  1. Relaciones laborales de carácter especial.
  2. Contrataciones que afecten al cónyuge, ascendientes, descendientes y demás parientes por consanguinidad o afinidad, hasta el segundo grado inclusive, del empresario o de quienes tengan el control empresarial, ostenten cargos de dirección o sean miembros de los órganos de administración de las entidades o de las empresas que revistan la forma jurídica de sociedad, así como las que se produzcan con estos últimos.
  3. Contratación de trabajadores cuya actividad determine su inclusión en cualquiera de los sistemas especiales establecidos en el Régimen General de la Seguridad Social.
  4. Contratación de empleados en el servicio del sector público
  5. Contratación de trabajadores que hubiesen estado contratados en otras empresas del grupo de empresas del que formen parte y cuyos contratos se hubieran extinguido por causas objetivas o por despidos disciplinarios que hayan sido unos u otros declarados judicialmente como improcedentes, o por despidos colectivos que hayan sido declarados no ajustados a Derecho, en los seis meses anteriores a la celebración de los contratos que dan derecho a la reducción.
  6. Contratación de trabajadores que en los seis meses anteriores a la fecha del contrato hubiesen prestado servicios en la misma empresa o entidad mediante un contrato indefinido.
  • Cotización por horas complementarias

El beneficio tampoco resultará aplicable a la cotización por horas complementarias que realicen los trabajadores a tiempo parcial cuyos contratos den derecho al mismo.

 

  • Socios trabajadores/cooperativas

Lo dispuesto será también de aplicación en el supuesto de personas que se incorporen como socios trabajadores o de trabajo de las cooperativas, siempre que estas hayan optado por un régimen de Seguridad Social propio de trabajadores por cuenta ajena, así como a los que se incorporen como socios trabajadores de las sociedades laborales.

 

  • Aplicación indebida / Reintegro de bonificaciones

En los supuestos de aplicación indebida del respectivo beneficio, se procederá el reintegro de las cantidades dejadas de ingresar con el recargo y el interés de demora correspondientes, conforme a lo establecido en la normativa recaudatoria de la Seguridad Social.

En caso de incumplimiento del requisito de mantenimiento de empleo durante un periodo de 36 meses, quedará sin efecto la bonificación o reducción y se deberá proceder al reintegro de la diferencia entre los importes correspondientes a las aportaciones empresariales a la cotización por contingencias comunes que hubieran procedido en caso de no aplicarse aquella y las aportaciones ya realizadas, en los siguientes términos:

  1. Si el incumplimiento de la exigencia del mantenimiento del nivel de empleo se produce desde la fecha de inicio de la aplicación del respectivo beneficio hasta el mes 12, corresponderá reintegrar el 100 por 100 de la citada diferencia.
  2. Si el incumplimiento se produce desde el mes 13 y hasta el mes 24, corresponderá reintegrar la citada diferencia por los meses que hayan transcurrido desde el mes 13.
  3. Si el incumplimiento se produce desde el mes 25 y hasta el mes 36, corresponderá reintegrar la citada diferencia por los meses que hayan transcurrido desde el mes 25.

La obligación de reintegro prevista en este apartado se entiende sin perjuicio de posibles sanciones.

 

publicado el

¿Es posible la conciliación familiar de los autónomos?

Comciliación familiar

En la nueva ley de medidas de orden social publicada el pasado 28 de febrero, también hacen referencia a la conciliación familiar de los trabajadores autónomos. Con esta nueva medida, los autónomos tendrán derecho, por un plazo de 12 meses, a una bonificación del 100% de la cuota de autónomos por contingencias comunes, que resulte de aplicar a la base media que tuviera el trabajador en los 12 meses anteriores a la fecha en que se acoja a esta medida.

 

Esta bonificación se podrá aplicar en los siguientes supuestos:

  • Cuidado de menores de 7 años a su cargo.
  • Tener a su cargo un familiar, por consanguinidad o afinidad hasta el segundo grado inclusive, en situación de dependencia.

 

Requisitos que tiene que cumplir el autónomo para acogerse a esta medida:

 

-  Permanecer de alta en el Régimen Especial de la Seguridad Social de Trabajadores por Cuenta Propia o Autónomos y mantener esta situación de alta durante los 6 meses siguientes al vencimiento del plazo de disfrute de la bonificación.

-  Contratar a un trabajador por cuenta ajena, a tiempo completo o parcial, que deberá mantenerse durante todo el periodo de disfrute de la bonificación. La duración del contrato deberá ser al menos de 3 meses desde la fecha de inicio del disfrute de la bonificación.

- Si el contrato se realiza a tiempo parcial no podrá celebrarse por una jornada laboral inferior al 50% de la jornada de un trabajador a tiempo completo comparable. En este tipo de contratación la bonificación en la cuota de autónomos por contingencias comunes será del 50%.

-  Sólo tendrán derecho a la bonificación los trabajadores por cuenta propia que carezcan de trabajadores asalariados en los 12 meses anteriores al inicio de la aplicación de bonificación. (Para este requisito no se tendrán en cuenta los contratos de interinidad realizados para la sustitución por maternidad, paternidad, adopción o acogimiento)

 

 En caso de incumplir lo establecido en los apartados anteriores, el trabajador autónomo queda obligado a devolver el importe de la bonificación disfrutada.

 

Esta bonificación es compatible con el resto de incentivos a la contratación por cuenta ajena, conforme a la normativa vigente

publicado el